GRACIAS POR SU ATENCIÓN… ¡UN ASUNTO URGENTE!

AGRADECER, SIEMPRE AGRADECER.

Gracias Colombia…

Al mirar atrás es imposible no estremecerse por el camino recorrido. Hemos logrado vivir 730 días en movimiento, disfrutando de nuestras paradisíacas playas, donde el sol se pierde lentamente deteniendo el tiempo. Monumentales montañas, autoritarias y sabias. Ríos tan deliciosos como el abrazo de una manta.  Caminatas agotadoras pero que al final nos premian con descansos maravillosos, y vistas que hacen bajar la mirada de manera reflexiva y profunda.

No nos arrepentimos ni un segundo de la decisión que un día tomamos en medio de la incertidumbre, y estamos orgullosos de cada paso. Viajamos a nuestro ritmo, descubriendo costumbres, comidas, haciendo amigos, y viviendo la vida a nuestro modo, adaptándonos a la vida pluricultural colombiana, a los alegres costeños, los sosegados Boyacences, los charladores paisas, los fuertes santandereanos, a los ancestrales Guajiros, a todos y a nosotros mismos.

Hemos enfrentado miedos, (al agua, a la altura, a los animales, a…) y superado algunas tristezas, esas que nos llegan al  alejarnos de un lugar que ha dado todo para recibirnos.  A pesar de todo hemos logrado materializar nuestro viaje, nuestro proyecto de vida, nuestro cinemandante, todo gracias a ese sin número de amigos que nos encontramos en el camino.

Hemos  cumplimos dos años y ya varios días de nuestra aventura, y voy a mencionarlos de manera cronológica, por que ellos saben que el cariño es igual e inmenso para todos. (ofrezco de antemano disculpas si alguien se queda sin mencionar, en ocasiones nuestra memoria se torna frágil).

Nuestro camino inicio en la Dorada Caldas, mucho calor, sobre todo humano, y la primera casa que nos recibió con nuestras gigantescas maletas y la incertidumbre de la decisión que acabábamos de tomar fue: Lilo Ramirez, muchas risas y el ánimo necesario para no parar.

También debemos agradecer inmensamente a William Barreto que nos abrió la puerta de su casa en varias ocasiones, para que compartiéramos con su familia. Willi mil gracias, eres de nuestros mejores amigos. Claudia Marcela Gonzalez Ramirez y Alex Rodas los queremos mucho y los extrañamos un montón, la Fortaleza se quedo en nuestro corazón para siempre.   La profesora Andrea Monyk Suann nos permitió nuestro primer trabajo nómada, que coincidió también con su idea de emprendimiento que hoy desarrolla.

Agradecer a Aleja por la nota en el periódico de la Dorada (Todos nuestros amigos, y alumnos del SENA, que siempre nos han dado una mano).

Nuestro primer “aventón” lo realizó Jose Alirio Morantes Medina para que llegáramos a Manizales.   Gracias Mario Alejandro Giraldo Lotero y Erik Ruiz nos hicieron sentir como en casa, y pudimos vivir como unos paisas más, tremendas comilonas que tuvimos. Gracias a Luz Ariela Lotero, gracias también a Juan Carlos, inolvidables esos guaros.

Medellín un paraíso lleno de amigos. La casa de Lina Marcela Muñoz y Nelson Lara fue otro hogar en el camino, frijolada en Bello, y la tranquilidad de unos amigos tan amables como la profundidad de la voz de nuestro anfitrión. Gracias Isabel Gomez tu sofá fue lo máximo y Alex Camacho Hernández sin conocernos vivimos en tu casa,  logramos compartir sueños y hoy también haces parte de los sonidos  de “Artrofia Colombia”.

También pudimos estar en Cúcuta y reír sin parar con Mary y Freddy Rojas, gracias por abrirnos el corazón de tu familia, nos abrazaron como si hiciéramos parte de ella.

Pudimos disfrutar de la histórica Mompox y saludar a Ruby Lenni Cortes y su esposo Carlos Vargas, quedaron pendientes unas cervezas, pero seguro volveremos para hacer sonar su refrescante sonido mientras compartimos gratas historias.

Doña Benancia y Mike, que nos permitieron disfrutar de San Andrés de una manera mas profunda, rodeados de Isleños llenos de alegría y amor.  Gracias por los Bolis de coco que se posaban triunfantes en la nevera.

Armenia también nos mostró su esplendor gracias a Juan David Agudelo y su magnifica Experiencia Cafetera.  Catas del mejor café del mundo, bajo los atardeceres mas increíbles del paisaje cultural cafetero de colombia, como el que tuvimos la posibilidad de vivir en Buenavista Quindio con Camilo Pombo y Elizabeth Bohorquez

Gracias Briam Almzo por darnos una mano y confiar en nosotros, tanto así, que nos dejo al mando de su hermoso hostel Casa Buho en Taganga, donde pudimos conocer a profundidad la vida de los pescadores, y la idiosincrasia caribeña.  Briam Jr se convirtió en un gran amigo, haciendo que caminar hasta Sisiguaca sea siempre una experiencia gratificante, para caretiar y disfrutar del mejor pescado de las manos de su abuela la Seño Mary.

Pudimos recorrer con mucha tranquilidad y mesura por los hermosos paisajes de Boyacá, y todo gracias a Wilmer Rene Espitia Castillo y Erika Umaña, hasta ropita para subir al páramo nos prestaron.

Como olvidar las botellas de tequila en Combita con Luis Fernando Martinez P. y Yamile Álvarez Beltrán,  con una vista preciosa de las montañas boyacences que emociona recordar.

El llano colombiano nos reunió con una pareja de amigos entrañables, llenos de talento y gran corazón Leonardo Otero y Sandra Yanneth Rojas Guevara, Leo nos hizo la portada de los cuentos que más adelante nos ayudaron a seguir solventando el viaje  (gracias Yorjan fuiste el primero en comprarlo, y siempre has acompañado nuestro viaje, desde antes de poder conocernos en las empedradas calles de la hermosa Barichara).

En Mocoa disfrutamos de la Posada Dantayaco y tuvimos un encuentro espiritual gracias al Yagé y nuestro guía Laureano, que nos hizo vivir y entender la necesidad de bajar la cabeza ante la madre tierra en la húmeda entrada al Amazonas.

Y si de largas estadías hablamos, que tal la mano que nos dieron Gisela Maria Gomez Sanchez en su hostel Hammocks Hostel y Pao Forero con su extraordinaria agencia de turismo comunitario History Travelers, nos llevo paso a paso por toda la Guajira y nos permitió llegar a Dibulla y editar nuestra película experimental. En Riohacha También conocimos a Annis Piinto y a Abraham Pinto Bermudez nuestros Chocolatitos preferidos (por supuesto también a Jonathan R. Amaya, Veroniica Perez y Yuly Escudero).

En aquel pueblito guajiro Dibulla, de tardes tranquilas y atardeceres hermosos conocimos a Patricia, Enrique, Carolina, Clara y Rodrigo, una familia bogotana que encontró en el mar el mejor lugar para pasar sus días de jubilación.

Hicimos muchos amigos en el camino, viajeros que son un ejemplo de vida a seguir, como Andrés Felipe Álvarez y Lina Marcela,  y su proyecto exitoso de viaje que ha inspirado a muchos: Renunciamos y viajamos, Jóvenes viajeros llenos de sueños como Rolombian Travel. Una familia maravillosa como Creciendo en el Camino. Viajeros apasionados como Furgo en Ruta, una viajera aguerrida como Lina Maestre Lacera, una viajera mas sosegada como Vieja que viaja – Blog de viajes o un viajero de gran corazón como Ferney Torres de viajando en bici con jager.  Viajeros y fotógrafos como chileografos y un viejero de grata compañía futbolera como Jorge Bozzi.

A todos gracias, cada uno de ustedes que nos han acompañado y empujado para seguir adelante, gracias. Son dos años, y esperamos que sean más.

El camino se sigue abriendo para enseñarnos que: “vivir el presente es la mejor manera de pensar el futuro”.

 

Germán Marín (36 Posts)

Soy realizador de cine y tv, co-fundador de Cinemandante, viajero aficionado y amante del cine colombiano. ¡Sígueme en las redes sociales, viajemos y veamos cine juntos"